Habeas Sonus

de Mariano Speratti

Esta obra de Mariano Speratti indaga sobre las posibilidades de restituir la memoria a partir del sonido. Speratti nos sitúa en el año 2076 e imagina un futuro en el que ya no hay adultos y son lxs niñxs quienes administran la memoria y develan archivos sonoros del pasado. En clave de ciencia ficción, accedemos a fragmentos sonoros de spots publicitarios producidos por agencias para la Junta Militar del 76.

Junto a este video, el artista presenta cuatro archivos sonoros que integran la sección “Rescates de la Oficina de la Memoria”. Estos “rescates” son testimonios orales de personas que vivieron su niñez, adolescencia o juventud durante la última dictadura cívico-militar en la Argentina, y traen a la memoria recuerdos de esa época a partir de una pregunta: ¿qué elementos sonoros mandarías al futuro para reconstruir lo que se vivió en aquellos años?

Así, la obra de Mariano Speratti propone abordar el sonido como un testimonio ineludible, conectando con la sensibilidad de la memoria auditiva y los universos sonoros que dejan marcas en el tiempo, tanto en la historia personal como en la colectiva. 

La videoinstalación formó parte de El futuro de la memoria, un proyecto concebido por el Goethe-Institut a través de sus sedes en Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Perú y Uruguay, con el fin de alentar el diálogo regional entre sitios de memoria y la reflexión sobre el abordaje de la memoria política desde una perspectiva artística.

En el año 2018 el Parque de la Memoria fue sede del capítulo Argentino del proyecto y participó de su desarrollo conceptual conjuntamente con el Museo Sitio de la Memoria ESMA.

Oficina de la Memoria

Estado de Buenos Aires, Argentina

La Oficina de la Memoria, en el Centésimo Aniversario del Golpe de Estado del 24 de Marzo de 1976, y dentro del marco de la ReConstitución, hace públicos los siguientes archivos desclasificados.

Estos elementos, hallados bajo tierra, fueron exhumados por operarios de la sección Rescates de la Oficina de la Memoria. Los materiales datan del año 2018, y si bien su contenido original no ha sido alterado ni modificado, se sustrajeron las imágenes que los acompañaban, en cumplimiento del Tratado de No Proliferación de Imágenes suscripto por el Estado de Buenos Aires en el año 2068.

Se desconocen datos de autoría, si su autor fue un individuo aislado u organización de algún tipo, y cualquier dato sobre sus posibles motivaciones entra en el terreno de la mera conjetura.

Es dado arriesgar, sin embargo, que, en vistas del amenazante contexto en que fueron generados, se tratara de algún tipo de maniobra de salvataje preventivo.

Los siguientes cuatro son los primeros de una serie de archivos desclasificados que la Oficina de la Memoria irá poniendo sucesivamente a disposición de la ciudadanía.

© Daniela Patané

El futuro es nuestro.
OFICINA DE LA MEMORIA, 2076.

#ElParqueDesdeCasa

Dejanos tu mail para recibir información sobre la programación del Parque.